lunes, junio 17
Shadow

En promedio, 5 conductores al día fueron remitidos al Ministerio Público por ebriedad al volante en enero

redaccion@periodicogente.co.cr

El 13% de los conductores sometidos a una prueba de espiración de aire, por parte de la Policía de Tránsito, dieron positivo. Esta cifra es un 3% más baja que el promedio de pruebas positivas de todo el 2018.

Las pruebas positivas fueron 211, de un total de 1.602 realizadas en enero (unas 52 por día).

En la mayoría de los casos, 148, el nivel de alcohol era tan alto que implica una causa penal, de ahí que fueron remitidos al Ministerio Público.

En 24 ocasiones, la concentración de alcohol ameritó una sanción económica de ¢318.950,69 y la acumulación de 6 puntos en la licencia, lo que les obligará a realizar un curso de reeducación vial, similar a un curso teórico de manejo presencial, y ganar la prueba con un 80, como mínimo, para poder renovar la licencia.

Si los sancionados económicamente eran conductores novatos (tenían licencia por primera vez) de inmediato pierden el derecho a conducir por un año, indicó el director de la Policía de Tránsito, Lic. German Marín Sandí.

Otros 39 conductores dieron positivo, pero el nivel de alcohol era tan bajo que no ameritó sanción. En muchos casos se les pide que llamen a un familiar para que se lleven el vehículo o es tan bajo el consumo de alcohol que se les deja continuar su camino.

“Vamos a seguir con estos trabajos preventivos, tanto de día como de noche, la idea es seguir reduciendo riesgos de fatalidades en carretera. Lamentablemente, en enero una persona

murió vinculada al tema del alcohol al volante y deseamos regresar a la cifra de octubre, que fue la última vez que no murió nadie por esta razón”, finalizó Marín.

Diciembre de 2018 reportó un fallecido en el sitio del accidente, relacionado con alcohol al volante. En noviembre pasado fueron 2 casos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *