viernes, febrero 23
Shadow

Patronos que no aseguren a trabajadoras domésticas se exponen a sanciones

redaccion@periodicogente.co.cr

Aquellos patronos que no aseguren a su trabajadora domésticas se exponen a una serie de sanciones y procedimientos administrativos y hasta judiciales por no cumplir una disposición legal establecida desde 1973.

El licenciado Gustavo Picado Chacón, gerente Financiero de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), destacó que un patrono que incurra en esta práctica puede ser denunciado por la trabajadora y tras un estudio de la de la Dirección de Inspección se le puede generar un cobro retroactivo por el tiempo en el que se compruebe la relación laboral, intereses, en caso de que la trabajadora reciba atención médica se le cobrará adicionalmente, el costo de la atención y se le puede iniciar un proceso administrativo y hasta judicial que puede implicar el embargos.

Precisamente, con el propósito de que los patronos cumplan con esta obligación legal, la Junta Directiva de la CCSS aprobó en julio  último un reglamento que facilita las condiciones de aseguramiento a esta población.

El gerente Financiero de la institución destacó que este reglamento permite a la población patronal cumplir con esta disposición legal en forma rápida, sencilla y a un costo menor, toda vez que se estableció  una escala de Bases Mínimas Contributivas Reducidas que equivalen a montos fijados como un porcentaje o proporción de la Base Mínima Contributiva y relacionadas con el salario reportado únicamente para las trabajadoras domésticas.

Una de las virtudes que tiene este nuevo modelo de aseguramiento es que se puede realizar en línea desde cualquier lugar con conexión a internet, cualquier hora del día y sin la intermediación de ningún funcionario de la CCSS.

Sostuvo que uno de los objetivos institucionales con la creación del reglamento es que el grupo de trabajadoras domésticas esté protegida con los seguros de Salud y de Pensiones y pueda tener acceso a todos los beneficios que implica un aseguramiento: programas de promoción de la salud, prevención, curación, rehabilitación, aseguramiento de sus familiares, incapacidades, pensión básica, pensión complementaria, entre otras.

El licenciado Gustavo Picado Chacón explicó que el patrono que cumple con esta disposición está transformando la calidad de vida de una persona y de una familia, pues se trata de un grupo vulnerable a la pobreza y con escasa escolaridad y que gracias al aseguramiento pueden acceder a una serie de fruiciones.

El funcionario destacó que las trabajadoras doméstica es el grupo laboral más desprotegido de Costa Rica pues solo un  15% está asegurada correctamente y a una buena parte de ellas no se les paga otros beneficios como aguinaldo, ni se le proporciona vacaciones.

Este grupo, de acuerdo con la autoridad financiera de la CCSS, tiene características peculiares: jornadas parciales,  multipatronos y es el más desprotegido.    Cabe destacar que la CCSS está en proceso de diseñar otros esquemas de aseguramiento que permitan proteger a otros grupos como recolectores de café, pequeños empresarios, entre otros con la intención de avanzar hacia la cobertura universal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *